CREAN LA PRIMERA BIOSFERA BINACIONAL DE LATINOAMÉRICA
27/07/06

La Administración de Parques Nacionales (APN), junto a los Gobiernos de las provincias de Chubut y Río Negro, el Instituto Nacional de Tecnología Agropecuaria (INTA) y la X Región de Los Lagos de la República de Chile, suscribieron hoy en San Carlos de Bariloche un acta acuerdo para la creación de la “Reserva de Biosfera Andino Norpatagónica” que comprenderá una superficie de 4.700.000 hectáreas.

Según señaló el Presidente de la Administración de Parques Nacionales (APN), Héctor Espina “la declaración de esta zona binacional como Reserva de Biosfera por parte de la UNESCO significará un importante reconocimiento para las comunidades que la integran y nos llevará a alcanzar un equilibrio sustentable entre la sociedad y el medio ambiente para que el hombre haga uso racional de los recursos naturales y culturales sin perturbar el equilibrio ambiental”.

El Corredor Ecológico Andino Norpatagónico, abarcará 2.370.000 hectáreas de territorio argentino y 2.296.795 hectáreas de tierras de Chile. El sector argentino tiene unos 800 kilómetros de longitud desde el Lago Ñorquinco (en el Parque Nacional Lanín) hasta la localidad de Río Pico, en la Provincia de Chubut. Está habitado por más de 200.000 residentes y recibe a más de 1.500.000 de turistas anualmente, características que lo transforman en uno de los más importantes de Latinoamérica.

La futura Biosfera involucra a los Parques Nacionales Lanín, Nahuel Huapi, Puelo y Alerces; a las Reservas Provinciales Lago Escondido, Río Azul y Paisaje Protegido Río Limay, de la Provincia de Río Negro y a las Reservas Provinciales Cerro Currumahuída, Río Turbio, Cuartel Forestal Lago Epuyen, Reserva forestal Lago Cholila, Cerro Pirque, Lago Baguilt, Huemul, Nacientes del Río Hielo, Lago Guacho y las Horquetas de la Provincia del Chubut.

Una vez convalidados los criterios de zonificación territorial, como paso previo a la elevación de la propuesta a la UNESCO, se podrá solicitar –en el mes de marzo de 2007- la asignación del Sello de Calidad Internacional de Reserva de Biosfera a los territorios propuestos.

Esta iniciativa se originó en el marco del acuerdo suscripto en febrero del pasado año entre los gobernadores de Río Negro, Chubut y el Presidente de la Administración de Parques Nacionales (APN), Héctor Espina, y que fuera promovido a través del Parlamento Patagónico y el Comité de Integración de la Región de Los Lagos.


CARACTERÍSTICAS DE UNA BIOSFERA

Es un criterio superador a la clásica figura del conservacionismo, concebida como compartimiento estanco y sin conexión con las necesidades del hombre y los espacios colindantes.

Permite un ordenamiento territorial basado en un enfoque intersectorial e interdisciplinario integrando las visiones y percepciones de diferentes actores sociales, además contribuye a una integración regional y binacional.

”El Hombre y la Biosfera” (MAB, Man and Biosphere) es un programa interdisciplinario de investigación y capacitación que busca desarrollar las bases, dentro de las ciencias naturales y sociales, para el uso racional, la conservación de los recursos de la biosfera y el desarrollo de una relación más equilibrada entre las poblaciones humanas y su medio ambiente.

El programa en su conjunto es guiado por el Consejo Internacional de Coordinación (CIC) integrado por 34 estados miembros elegidos por la Conferencia General de la UNESCO (Organización de las Naciones Unidas para la Educación, la Ciencia y la Cultura). Se realizan actividades del programa en más de 100 países bajo la dirección de los Comités MAB Nacionales o puntos focales.

A diferencia de un parque nacional, una reserva de biosfera no es un área protegida dedicada 100% a la conservación. La idea es que el hombre pueda vivir en ella y que realice actividades económicas, aunque bajo ciertos parámetros. Las Reservas de Biosfera se ordenan espacial y funcionalmente mediante su división en tres tipos de zonas interrelacionadas: núcleo, amortiguación y transición.

La zona núcleo tiene que estar protegida legalmente y debe asegurar una protección a largo plazo del paisaje, los ecosistemas y las especies que contiene. Debe ser suficientemente grande para garantizar los objetivos de la conservación. Puede haber varias zonas núcleo en una sola Reserva de Biosfera para asegurar la cobertura de los distintos tipos de sistemas ecológicos presentes.

La zona de amortiguación, cuyos límites están bien delimitados, rodea la zona núcleo o está junto a ella. Las actividades que aquí se desarrollan están organizadas de modo que no sean obstáculo para los objetivos de conservación de la zona núcleo, sino que aseguren la protección de ésta. Aquí se puede llevar a cabo la investigación experimental para hallar formas de manejo de la vegetación natural, tierras de cultivo, bosques o pesca, con el fin de mejorar la producción a la vez que se conservan los procesos naturales y la diversidad biológica, incluyendo el suelo, en el máximo grado posible.
La zona de transición, es la zona externa de la reserva, en ella se pueden localizar asentamientos humanos, desarrollar diversas actividades agrícolas, ganaderas, forestales y de aprovechamiento de fauna y flora. Dado el papel que la Reserva de la Biosfera ha de desempeñar en la gestión sostenible de los recursos naturales de la región, la zona de transición tiene un fuerte significado social para el desarrollo de la misma.

Comentarios