Con poca nieve los principales centros de esquí debieron postergar el inicio de la temporada
29/06/16

Mientras inusuales nevadas sorprenden en diversos puntos del país en donde no son frecuentes esas precipitaciones, los centros de esquí debieron postergar el inicio de su temporada o abrir parcialmente debido a que la nieve se hace esperar o es muy escasa.

Los centros de esquí de Neuquén y Río Negro debieron reprogramar el inicio de sus temporadas de invierno, en tanto que los tres de Mendoza están abiertos, aunque uno en forma parcial, y el de Ushuaia podría postergar por tercera vez su inauguración 2016, informó la agencia Télam.


Los centros de esquí neuquinos reprogramaron el inicio de la temporada invernal a pesar de los informes de la Autoridad Interjurisdiccional de las Cuencas de los ríos Limay, Neuquén y Negro, que para mañana anuncian posibles nevadas en la alta montaña, aunque acompañadas por lluvias débiles que dificultan la consolidación de la nieve.


El intendente de Caviahue, Oscar Mansegosa, le dijo a Télam que "la apertura del centro de esquí se suspende hasta que caiga suficiente nieve", y el secretario de Turismo de Villa La Angostura, Pablo Bruni, señaló que "la apertura de Cerro Bayo depende de que caiga la suficiente cantidad de nieve" y hasta entonces "está habilitado sólo para peatones".


El Chapelco Ski Resort tiene el mismo panorama y, de acuerdo a sus autoridades, "a partir del 3 de julio, en cuanto se produzcan nevadas significativas, se dispondrán todos los recursos para acondicionar las pistas y comenzar las actividades".


En un comunicado, aclaran que esto "sucedería 48 horas después de la caída de un volumen de nieve suficiente como para garantizar la seguridad de los esquiadores y la operatividad del centro de esquí".


El parque de nieve Batea Mahuida, ubicado en la localidad neuquina de Villa Pehuenia, informó en su cuenta de Twitter, que "la apertura de la temporada invernal se posterga hasta nuevo aviso por falta de nieve".


El cerro Catedral, en las afueras de San Carlos de Bariloche, enfrenta el mismo panorama y, según informó su concesionaria Catedral Alta Patagonia, "se reprogramó la apertura del centro de esquí debido a que todavía no se registraron importantes nevadas en la montaña".


"Los pronósticos meteorológicos informan el ingreso de un frente frío a partir del próximo jueves, lo que permitiría fabricar nieve en algunas áreas destinadas a esquiadores principiantes", sostuvo la empresa a través de un comunicado.


La habilitación de las pistas de esquí en el resto de la montaña se produciría el 5 de julio, fecha para la cual se esperan fuertes nevadas en la zona.


Sin embargo, el Cerro Catedral continúa abierto de lunes a sábados, de 9 a 17, para ascensos a la cumbre a través del Tour Naturaleza, un paseo que incluye acceso por Séxtuple y Lynch.


La situación en los tres centros de esquí de Mendoza es variada, ya que Penitentes y el parque infantil Los Puquios funcionan a pleno y con mucha nieve.


Las Leñas, en la zona sur de la provincia, permite realizar actividades en forma parcial debido a que no ha nevado en los últimos días pero sí hay nieve en la zona de media y alta montaña, en tanto en la base la fabrican con cañones.


En el Centro de Actividades de Montaña La Hoya, en Chubut, la situación climática es la habitual para esta época del año y se mantiene el 1 de julio como fecha inaugural de la temporada, que como siempre se extenderá hasta octubre, al ser la más extensa del país.


Por último, en el centro de esquí Cerro Castor, en Ushuaia, se espera la llegada de nieve a raíz de fuertes chaparrones que se producirán en las próximas horas, lo que permitirá una acumulación de nieve importante para el fin de semana próximo, para cuando estaba previsto el inicio de la temporada invernal.


Esa posibilidad renovó el entusiasmo de los operadores turísticos que aguardan el comienzo de la temporada como una tabla de salvación ante los múltiples inconvenientes afrontados por el sector en los últimos meses.


Ushuaia atraviesa el junio más seco del que se tengan registros y uno de los pocos en los que directamente no cayó ni un copo de nieve, según expertos en la materia.


 

Comentarios