Conocé a los creativos tucumanos en la ''Ruta del Artesano''
01/02/17

Los valles calchaquíes tucumanos son un perfecto muestrario de nuestro patrimonio. Su naturaleza intacta y los vestigios históricos recuerdan la herencia de los pueblos originarios y el pasado colonial. Hay tradiciones vigentes que conjugan a la perfección las manos creativas con el diseño de genuinas artesanías. Productos únicos elaborados en nuestro terruño y que seducen a los visitantes.

Con este espíritu, es que desde el Ente Tucumán Turismo invitan a recorrer la Ruta del Artesano. Quizás, el pretexto ideal para escribir un diario de viaje que recuerde la cultura en uno de los lugares más diversos del noroeste argentino.

Un tour que reúne a un grupo diverso de artesanos, miembros de los pueblos originarios, que saben transformar la materia prima en algo único para los turistas. A través de un utensilio, una prenda o una obra de arte, los creativos logran transmitir sus técnicas a quien los adquiere. Sus obras nos cuentan historias, transmitidas de generación en generación, que logran quedar plasmadas en cada uno de sus tejidos, tallados en piedras, cerámica y productos de talabartería.

Sueños hechos de arcilla

Tras surcar senderos empinados, se llega a la primera parada en el pasaje Eliseo Tolaba, ubicado en El Churqui. Allí, en una pequeña casa, viven Ramona Luna y su hija María José que pasan sus días en su taller de labores.

Es imposible entrar en la salita y no quedar maravillado por las obras de arte que se encuentran a cada paso. Menhires, urnas lloronas, vasos antropomorfos, vasijas, máscaras…; todo realizado por sus delicadas manos.


“Trabajo con esto desde el año 2000 y me integré a la Ruta del Artesano seis años después”, comentó Ramona, que se inició en el oficio para reforzar la economía doméstica. “En el 2000 me quedé sola con mi hija y necesitaba conseguir un sustento para vivir. Siento que encontré la mejor salida”.


La mujer dijo que todo lo que sabe del arte de la cerámica se lo debe a un curso intensivo de dos años que dictó el profesor Daniel Saravia. “Aprendí cómo se realiza el preparado y el modelado en arcilla y distintas técnicas”, afirmó. Contó que disfruta ir a buscar arcilla a la orilla de los ríos, en minas a cielo abierto, para obtener el material que luego moldeará con sabias técnicas.


Su más reciente creación es una cruz ‘chacana’ que contiene los cuatro elementos de nuestra cultura: la ranita de agua, el cóndor de dos cabezas, la luna y el sol que representan la unión y el suri que simboliza la tierra. “La pieza posee un aura especial, tal vez por su gran valor ancestral”, razonó.


Ilusiones entretejidas


Un poco más adelante, está el taller de tejido de Rogelio Romano, ubicado en la zona de Las Carreras, en El Mollar. Allí los visitantes se sorprender al descubrir cómo con una gran telar, el hombre hace magia con los hilos creando piezas únicas. Rogelio es generoso: explica con dedicación sus técnicas y cuenta la historia del oficio.


“Me levanto todas las mañanas a las ocho y hasta el mediodía puedo hacer dos pies de cama”, dijo Rogelio, que a sus 55 años se convirtió en un referente de los tejidos.


Motivos multicromáticos animan cada pieza que realizada. Animales tejidos, almohadones, muñecos infantiles, pies de cama y caminos de mesa floreados, listos para adornar cada comedor.


“Desde hace más de 15 años me dedico a este trabajo. Mi mamá aprendió de mi abuela y ella me enseñó a mí. Vivimos rodeados de animales, por lo que la materia prima siempre está cerca”, señaló.


Dijo además que esta labor le aseguró un sustento para cuidar a su familia y razonó que frente a las grandes maquinarias industriales, expresa que la gente justamente lo busca porque cada creación es artesanal y nace de su propio ingenio. “Viene gente de Paraguay, Uruguay, Alemania, Italia, Perú, España. Quieren que les mande almohadones y pies de cama a sus ciudades de origen”, declaró.


Escribí tu diario de viaje


La Ruta del Artesano, que surge como un emprendimiento turístico en el año 2008, es producto de una fuerte política del Ente Autárquico Tucumán Turismo de recuperación, desarrollo y promoción de la actividad artesanal del valle de Tafí.


+ INFO


Los tours continuarán hasta el 10 de febrero

Los recorridos parten todos los viernes a las 15.00, desde la estación de servicio ubicada en la esquina de calle Juan Calchaquí y Avenida Perón, Tafí del Valle.

La inscripción es personal y totalmente gratuita. Recomendándose realizarla con 48 horas de antelación en la oficina de Turismo de Tafí del Valle, ubicada en calle Los Faroles.

Consultas telefónicas: 0381-594-1039. También podrán contactarse con la oficina de Desarrollo Turístico del Ente Tucumán Turismo: 0381-4334600 int. 115 y 116.


 

Comentarios